miércoles, julio 09, 2008

Descripción de una esquina bogotana

Imaginar un duro barco anclado en esa esquina,
un sólido crucero de rosados ladrillos
sostenido entre la bruma al pie de una montaña:
un arca de Noé sin otros animales
que los que la retórica de la imaginación prodiga:
un enorme navío lejos del mar,
poblado de palabras.





A fines de mayo pasado, un grupo de poetas mexicanos asistimos al Festival Internacional de Poesía de Bogotá, que en esta edición estuvo dedicado a nuestro país. Una de las sedes del festival y de la exposición de retratos De cara a la poesía fue el Centro Cultural Gabriel García Márquez, del Fondo de Cultura Económica en aquella ciudad y en el que están inspirados estos versos, publicados en el número de junio de la Gaceta de la filial colombiana de el Fondo. Fueron escritos a solicitud de mi amiga, la poeta Catalina González Restrepo, editora de esa publicación periódica y excelentísima anfitriona durante nuestra estancia bogotana.

6 Comments:

Blogger Luis Vicente de Aguinaga said...

Bello poema, Víctor. Y déjame preguntarte una cosa: ¿en esa 'Gaceta' colombiana estará publicada la foto que me tomó Teresa, par hasard? Me haría ilusión saberlo, e incluso pedirle algún ejemplar a los del INBA o a quien pueda conseguírmela.

2:11 p. m.  
Blogger Víctor Cabrera said...

Queridísimo LV:

Lamento decirte que no. Las fotos que publican son las que ves en la portada y alguna de Sabines, Chayo Castellanos y Jorge Esquinca en interiores. Eso y el espich que se aventó Enzia en la inauguración de la exposición más los textos que mandamos Fabio, Rocío Cerón y tu servibar. Qué le vamos a hacer.

Un abrazote, compadre:

VC

5:22 p. m.  
Blogger Palbo said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

10:53 a. m.  
Blogger Mónica said...

Me gustó mucho el poema. Conozco el edificio por foto y es verdad, parece un gran navío. Felicidades.

5:26 p. m.  
Blogger Víctor Cabrera said...

Así es, Mónica. En realidad ese edificio salmoneloso (el arquitecto fue el reconocido Rogelio Salmona) se parece al Crucero del Amor.

Gracias por la visita:

VC

12:47 a. m.  
Blogger ciempies said...

Llegue aquí por medio de el blog mi querido amigo Carlos Castro; creo que hasta que hoy comprendi lo delicioso que puede ser este neo-oficio del "blogger"...me voy con los ojos chillones (no de sentimiento, mas bien de haber estado aquí pegado dos horas leyendo de principio a fin) feliz de haberme tomado el tiempo de leerte.

5:33 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home